Señor, protege a mis amigas


Querido Padre, oro por mis amigas, pidiéndote que las cuides de todo mal. Dales salud, y sana toda dolencia que estén padeciendo, tanto físicas como emocionales. Sana toda herida de su alma, y permíteles comprobar que eres Jehová Rafa, Dios sanador.
Libéralas de toda enfermedad hereditaria y de toda adquirida, renueva sus organismos y restituye lo que hasta aquí les ha traido aflicción.
Eres bueno, Señor, las dejo en tus manos.
Amén