Como ciervo sediento en busca de un río, así, Dios mío, te busco a ti

Como ciervo sediento 
en busca de un río, 
así, Dios mío, te busco a ti. 
Tengo sed de Dios, del Dios de la vida. 
Sal 42:1-2  
#Jesús #Dios
Postal cristiana con versículo Salmo 42:1

Únete a nuestra página de Facebook